Canal RSS

Archivo de la etiqueta: sueño

Curvameandro

Publicado en
La gente con curvas tiene siempre recuerdos con onda
en papel fotográfico
Ellos siempre hablan y yo no se qué contestar
la gente con onda habla cosas que no entiendo
el misterio será la curva
?
será que no veo lo que hay al doblar el cráneo
?
cuando pienso me hago la que pienso
y me voy cada segundo más lejos en el tiempo
que recorro hasta el día que deje de fluir
.
No te quería decir la verdad,
pero el silencio es tan aburrido cuando pienso
.
,
U gat m gouin

.

,

Despertarme de mañana

Publicado en

La hora tiene cabida en lo habido
¿Quién me dice que esto debe ser más largo?
Durar hasta encontrarle sentido a la vida, o al día de hoy al menos
seria demasiado

.

Hay opción frente a todo.
Insistir en iluminarse es absurdo y necesario
para levantarme a la mañana
hacer la cama
tomar el desayuno

 creer que al día le queda mucho por descubrir.

puede ser solo movimiento

Publicado en

Mi mente destierra,

sonidos code, el pasto aplastado.

.

A veces se escucha el viento

hay cantos, atraída a los arbustos.

Las palabras de arena se desdibujan con soplidos,

con leves brisas empuja lo diverso,

.

doy lo último que queda

.

Aunque se hace difícil hablar y compartir,

limpio de ideas, de apegos, de propuestas.

Lo que digo existe pero no me identifica.

Soy más y menos,una caña colihue ante huracanes,

me hago cargo de todo lo que es,

más allá de lo que manifiesto.

Yo soy el asesino, el presidente, el aviador desterrado

Colectivero nervioso, el honesto curador y la más soberbia profesora universitaria.

La monja rebelde.

.

Soy lo que consumo y deshecho.

Soy lo que no pudro y perdura.

Soy lo que amo y escupo.

En mí está el rencor, en mí está el perdón.

Ni tiempo ni espacio, una masa que por parecer dividida no me engaña.

El universo se desprende de mí y lo recojo,

lo reconozco,

amaso,

preparo una unidad en mí.

Caen aguas claras de mis bolsillos.

de ellos la luz profesa amor;

del zumbido se derrama un grito;

del auge, lamentos.

.

Una semana en el desierto afectivo

Publicado en

Sucia y enamorada

Me salpico barro andando sobre mi bicicleta oxidada.

.

La semana toco lluviosa sobre la tierra arcillosa,

avanzo sin guardabarros resbalando

hacía un pozo ahogado,

Desenfrenada sin horquilla,

mis pulmones mastican

tornillos sueltos de talleres clandestinos.

En esta feria pantano de antiguos dioses maltratados

busco que el amor se refleje y compro su espejo.

.

La morada del deseo te espera, Palpitación acelerada!

Cada rostro que veo creo que es el tuyo pidiendome auxilio.

Qué delirio el abandono! Escuchar tu nombre por sobre todo,

como por sobre lodo.

Somos muchos buscando que vuelvas,

la angustia ocupa tu cucha

lloriquea cada noche en tu reemplazo, cada noche lluviosa te sueña tiritando

(yo miedosa)

Ella no come y no entiende como puede caber tanto dolor en el vacío.

Tan agotador dolorido…

 

Infección aurica

Publicado en

Labios

Las dudas se instalan

Algo de espera entre ceja y ceja

Perdura lo maduro

Permanece alejado

.

¿Cuánto más querés que espere?

Resiste  a la  humedad y al oxigeno que escasea

Aprieta la garganta

auto estrangulante.

Respira profundo.

capas laterales

Publicado en

When clouds are fearing
are fearing fiercely

clouds are fearing to show the sun
the sun is laughing
we are fearing to show ours clouds.

bajo este cielo

Publicado en

Las cosas suceden a su tiempo y no al cual yo quiera llevarlas.

O tropiezo

un escalón entero

…………………………………….. así.

el dolor en la palma y un “no corras nena!”.

El frío penetra hacía la muñeca.

..

Hoy voy a estudiar idiomas que me hagan viajar, volar

en vez son dos horas de tren que me cumplen el sueño

4 horas

voy y vuelvo, pero no me alejo

por ahora desde donde estoy

susurro deseos como realidades

yo estoy acá

“todo está como tiene que estar,

todo es como tiene que ser”

para que yo lo destroce con mi energía índigo

y me lamente luego o pida perdon

hasta salir la luna y refregarme la cara

en lo primero que encuentro moviendose

mis labios por sus delicadas orejas tersas

el tacto placentero del amor y el calor

su perdón.

.

“Ella, tan alegre, se acaricia contra los arbustos linderos de la casa.”

Rumorease entre los que miran.